Gratitud: Cambie las creencias negativas y ¡sea feliz!

gratitud

Gratitud: Cambie las creencias negativas y ¡sea feliz!

“La gratitud no es solo la mayor de las virtudes, sino la madre de todas los demás”.

– Marco Tulio Cicerón

 

Seguramente, lo ha escuchado antes, pero ¿qué significa realmente estar agradecido? Claramente, no es escribir una lista una vez al año para el día de Acción de Gracias…

Puede comenzar por desarrollar y aplicar una práctica de los métodos que le explicaré en este artículo. De esta manera, aprenderá cómo lograr cualquier objetivo que establezca  y ver resultados inmediatos.

La gratitud transforma 3 cosas


Fundamentalmente, la gratitud pretende cambiar tres cosas:

  • Pasado
  • Presente
  • Y futuro

Si no está transformando su pasado, presente y futuro, entonces no será capaz de experimer los beneficios de la gratitud. Comenzar bien el día es fundamental para generar el impulso necesario: cada mañana tiene la oportunidad de desencadenar un estado mental y emocional que podría durarle todo el día.

Aún más, si se da un poco de tiempo (de 5 a 30 minutos) de gratitud estratégica y visualización, entonces literalmente su se cerebro preparará para operar a un nivel más alto cada día.

Entonces, ¿cómo aplicar los métodos de gratitud? La respuesta está en estos tres pasos:

1 | Transforme tu pasado

Dan Sullivan, el fundador de Strategic Coach, tiene un concepto muy importante que enseña a los empresarios: lo llama “la brecha y la ganancia”.

Él explica que las personas viven toda su vida en ‘la brecha’. Es decir, siempre se fijan en lo que falta y no en lo que tienen. Por ejemplo, supongamos que en el camino a casa desde el trabajo paramos para comprar una barra de chocolate para nuestro hijo, pero al momento de dársela éste nos diga: “esa no es la que me gusta”, en lugar de decir agradecer.

En este caso, el niño no apreciría ni tendría en cuenta el esfuerzo realizado por hacerle un detalle, sino que ese chocolate no era el de su preferencia. Entonces, tampoco estaría valorando que obtuvo algo que no esperaba, sino que solo vería la brecha.

Sullivan enseña a sus empresarios a vivir en la ganancia. En realidad, esto es bastante simple: en lugar de medirse contra sus ideales, se mide con respecto a donde estaba antes. Esto es muy efectivo para establecer metas.

A algunas personas no les gustan los objetivos porque ser ambicioso puede ser emocionalmente agotador. Duele fracasar y generalmente, el camino al éxito trae sus decepciones, pero estos problemas emocionales provienen de enfocarse en lo incorrecto.

Las gente se apega emocionalmente a los resultados cuando viven en la brecha, pero cuando se vive en la ganancia, todo lo que ve es progreso. Así que, ¡qué su atención se expanda!

Cuando se aprecia el progreso de las cosas, el cerebro se habitúa y se mantiene a la expectativa de más. Obtiene progreso sin apegarse a resultados específicos, a pesar de que esos resultados llegan con mayor velocidad.

A diario, puede medir la ganancia. Podría mirar hacia atrás al final del día y pensar: ¿Cuáles fueron mis tres mayores victorias para el día?

El ex profesor de negocios de Standford y presidente de la universidad, Henry Eyring, tenía la costumbre de preguntarse todas las noches:

“¿Cómo vi la mano de Dios en mi vida hoy?”

 

Eyring luego pasaría algunos minutos al día meditando, dándose cuenta de las ocasiones en las que creyó experimentar “milagros” o “bendiciones” (mayores o menores) para luego registrarlos en su diario.

Hay personas que, cuando miran hacia atrás, a menudo recuerdan las brechas. Esto obliga al cerebro a pensar que las cosas no se pueden cambiar. Así es como se desarrolla una mentalidad negativa fija. Y eso no trae nada bueno.

Entonces, una de las estrategias clave de la gratitud para aplicar es remodelar su memoria del pasado. ¡Sí, así como lo lee! Su pasado no es objetivo. Más bien, el pasado es completamente subjetivo, es un significado; bueno o malo, feliz o triste.

Usted es quien atribuye significado a sus experiencies y contexto a sus experiencias pasadas.

 

Probablemente, gran parte de su pasado esté en la brecha, pero será la gratitud lo que le permita concentrarse en el futuro y sus ganancias sin que su paso (por malo que sea) se interponga en su camino al éxito. Así, cuando vuelva a contextualizar sobre su pasado, nunca volverá a ser víctima de él.

Hay quienes, cuando describen sus circunstancias actuales, señalan su pasado como: “soy como soy ahora por [alguna mala experiencia]”. Pero su pasado no tiene que ser un porqué del que usted sea víctima. En cambio, éste puede ser algo que lo inspire y lo impulse continuamente.

Si realmente desea experimentar y encarnar los beneficios de la gratitud, debe dejar de intentar ser “objetivo” al respecto y no excusarse con: “es que no entiendes, mi pasado es realmente único y fue horrible”.

Sin intención de minimizar lo que haya vivido ni de ignorar el impacto emocional de sus experiencias anteriores. Lo que intento mostrarle es que, literalmente, usted puede diseñar su pasado y decidir la narrativa, la perspectiva y el contexto de él.

Sus mayores fracasos y problemas pueden ser (si lo permite) sus mayores impulsores de éxito, aprendizaje y alegría. Pero dependerá completamente de usted elegir cómo los ve y cómo los recuerda. Puede recordar la ganancia o la brecha. Cómo elija recordarlo determinará su pasado.

De tal forma, las experiencias dolorosas pueden convertirse en la puerta de entrada al crecimiento y la experiencia, así como quedar al servicio de otras personas que enfrentan problemas similares.

 

2 | Transforme sus circunstancias actuales

“Céntrese en las circunstancias y será un consumidor. Céntrese en sus capacidades y será un creador “.

– Kade Janes

 

Raramente nos encontramos en circunstancias perfectas (aunque estas no son ideales para prosperar). Siempre habrá inconvenientes, fricciones y desafíos para vivir nuestros sueños, pero el problema no es en realidad las circunstancias, sino cómo las enfrentamos.

Si observa la naturaleza, las plantas y los animales prosperan debido a las circunstancias más difíciles. Como dice el poema de Douglas Malloch:

“La buena madera no crece con facilidad:

El viento más fuerte, los árboles más fuertes;

A mayor cielo, mayor longitud;

Mientras más tormenta, más fuerza.

Por el sol y el frío, por la lluvia y la nieve,

En árboles y hombres crecen buenas maderas.”

 

No busque circunstancias perfectas, sino desafíos para crecer.

 

Pero particularmente sus circunstancias actuales necesitarán ser reformuladas. Si se dispone a darles atención, entonces enfóquese conscientemente en lo positivo de cada una de ellas.

Tenga gratitud por las personas increíbles en su vida, por las oportunidades de las que goza actualmente y simplemente, por vivir. Si está leyendo esto, quiere decir que posee acceso a recursos que no cualquiera puede alcanzar.

Cuando se vive en la brecha, no importa realmente lo que tiene porque no lo es capaz de verlo de esa manera. Hay quienes podrían tenerlo todo y sin embargo, nunca nada sería suficiente.

Entonces, la primera parte de transformar el presente es apreciarlo. No se trata de sus recursos, sino del ingenio que pueda tener; hay personas con mucho menos haciendo mucho más.

No son las circunstancias, es usted.

 

Si se prepara, su capacidad podrá estar por encima de cualquier obstáculo. Siempre hay algo que puede hacer para cambiar su vida y moverse en la dirección que desea ir.

Puede comenzar a cambiar su presente agradeciendo por las oportunidades de crecer y avanzar, apreciar la belleza de lo que tiene actualmente y reconocer el increíble poder que hay en usted para mejorarlo.

Si se enfoca en su capacidad, entonces es más probable que ponga su energía en crear y avanzar. Si se concentra en sus circunstancias, entonces es más probable que caiga en un ciclo de desgastar su energía.

 

3 | Transforme su futuro; aquí y ahora

Usted es el diseñador de sus recuerdos, su experiencia y también, de su futuro. Todas las mañanas, durante la sesión de meditación y visualización, debe desear encarnar plenamente la gratitud por su futuro.

La visualización es mucho más poderosa cuando es mental y emocional. Cuanto más emocional y encarnada sea la visualización, más creerá que es verdad. Como dijo la novelista estadounidense, Florence Shinn:

“La fe sabe que ya ha recibido y actúa en consecuencia”.

 

La gratitud por su futuro refuerza su fe. Esto le permite saber que tendrá éxito, mucho antes de que lo alcance. Mientras que unas personas se definen por experiencias de su pasado, otras personas (exitosas) se definen por las experiencias en su futuro:

  • ¿Qué experiencias desea tener?
  • ¿Cuáles eventos quiere que ocurran en su futuro?
  • ¿Está viviendo su vida como si esas experiencias fueran a suceder?
  • ¿Está viviendo su vida para crear conscientemente esas experiencias?
  • ¿Tiene total paz para que sus sueños se hagan realidad?

Si no es así, entonces probablmente no alcance el éxito que desea porque su propio estado emocional negativo lo aleja de ello. El estado emocional es fundamental para lo que crea en su vida y futuro.

Si está en un lugar de aceptación, paz y confianza, podrá navegar los desafíos que enfrentará hacia sus sueños. Todos los días, experimente una completa gratitud por el inevitable éxito de su futuro. Entonces, actuará la parte, aquí y ahora.

 

Conclusión

Usted es quien crea sus experiencias en la vida, quien da forma al significado de su pasado. Usted es quien determina qué tan bien lo hará, independientemente de las circunstancias en las que se encuentre.

Como su pasado, sus circunstancias son subjetivas, no objetivas. Son solo un “significado” con el que usted decidirá qué hacer.Concéntrese en su capacidad, no en sus circunstancias.

Cuando se enfoque en sus capacidades, se dará cuenta de que posee el poder necesario para crear su futuro deseado, independientemente de lo que se ponga frente a usted en su camino.

Desde el mismo momento en el que empieza a creer en sus capacidades, automáticamente deja de embarrarse con la fricción y los desafío de las circunstancias.

Generalmente, las limitaciones están en la cabeza.

 

Centrarse en las limitaciones sólo las hace más grandes en su mente. Enfocarse en lo que puede hacer (en este momento) al respecto es como conseguirá seguir adelante.

Si se toma unos minutos al día para agradecer (por el pasado, el presente y el futuro), le sorprenderá lo bien que se siente la esperanza y el optimismo por su futuro; tendrá el deseo reconectarse con el mundo y agradecer por todo lo bueno a su alredor.

Cuando comienza a ‘operar’ desde la verdadera gratitud, inmediatamente comenzará a transformar su vida y sus relaciones. Así que, ¿qué espera?

  • No continúe desgastándose por aquello que no lo vale.
  • No siga dándole atención los problemas de su vida o su pasado. En cambio, tome posesión de su experiencia, de su pasado y la narrativa del mismo, y de su capacidad actual.

Tiene un potencial divino y una capacidad ilimitada, pero sólo si enfoca su atención en lo que puede hacer, en lugar de lo que está mal.

¡Qué tenga un maravilloso día!